Recogepedidos horizontal de STILL que localiza y sigue al operario

OPX iGo neo
Recogepedidos autónomo STILL OPX iGo neo.
|

 La gama OPX iGo neo  de STILL localiza y sigue al operario en un radio de 15 metros a la vez que salva con seguridad los obstáculos que encuentra en su recorrido.


Dentro de la división de soluciones intralogísticas automatizadas Advanced Application de STILL se trabaja por dar forma a los centros logísticos del futuro. En ella se conciben máquinas guiadas que avanzan entre pasillos estrechos, lanzaderas de palés que recogen la carga y la redirigen hasta el espacio libre más próximo, estanterías diseñadas para reducir el espacio inutilizado del almacén e innovadores trenes logísticos que garantizan el aprovisionamiento de material dentro de la cadena de producción. Advanced Application suma a su catálogo el renovado recogepedidos autónomo STILL OPX iGo neo.


Lanzado por primera vez en 2016, STILL OPX iGo neo integra ahora funciones que le dan nuevas capacidades de respuesta y adaptación al entorno. “El recogepedidos inteligente de STILL destaca por su agilidad a la hora de colocarse automáticamente en la posición correcta para el operario durante el proceso de preparación de pedidos a nivel del suelo y en las primeras estanterías. Este seguimiento es posible gracias a que el vehículo incorpora cuatro receptores que detectan y rastrean la posición del operador (quien también porta una unidad de control remoto en su brazo) en un radio de 15 metros. Durante el acompañamiento, si el OPX iGo neo detecta un obstáculo, como un palé que sobresale, lo rodea automáticamente para mantener el espacio libre requerido de 500 mm. Unas características únicas que consiguen que el trabajador simplifique sus movimientos al necesitar hasta un 75% menos de subidas/bajadas de la máquina para almacenar la carga o maniobrar con la máquina para salvar los objetos que se encuentran en su camino. Debido a sus renovadas funcionalidades el OPX iGo neo es ideal para los clientes que buscan un equilibrio entre la automatización y las facilidades estándar de almacenamiento,” explica la compañía.


Los modos automático y manual del OPX iGo neo se activan de forma combinada. Así, ante un cruce, una estantería o el final del pasillo, la máquina se detiene y solo continúa tras la verificación del operador. Otro sistema que refuerza la protección durante el picking es el escáner de monitoreo que se sitúa bajo las horquillas y que, al detectar un obstáculo, responde bloqueando las puntas y realizando una parada de seguridad. Además, la OPX iGo neo respeta una distancia mínima de 500 mm entre la estantería y el vehículo y, en el caso de que la máquina se encuentre en un espacio que infringe estos parámetros, regresa de inmediato a la distancia mínima requerida. Algo que, sin embargo, no le impide poder navegar en espacios estrechos puesto que los indicadores pueden ser configurados a través del software del vehículo. 


Alternativamente, en el modo manual, el operador puede subir a bordo, conducir y manejar las horquillas con el control remoto o mediante los botones laterales.


Comentarios

Revista
Logística Profesional
NÚMERO 257-258 // 2020
Ahora, acceso gratuito a la revista

REVISTA